Un despiste, una calcetinada. Fue en un cruce del medio maratón. Había una señal de prohibido al frente, y una cinta para ir hacia la izquierda según llegaban los runner. Estaba balizado, pero el factor humano jugó a la contra. El único que quedó indemne fue el local Raúl Criado. El grueso de los corredores se desorientó. En la montaña quien va delante es como si fuera un guía. Y detrás de él, el resto. Y cuando ocurren estas cosas, el lío está montado en la misma proporción que se tensa la organización para reconducir la situación. Se prepararon un par de fotografías de la zona, en gran tamaño, plastificadas, para dar explicaciones conforme los ‘runner’ solicitaban tras cruzar la meta. Y hubo mucho trabajo de emisora.

Se vivió el deporte en estado puro. Muchos son los que disfrutan al correr. Orillan la competición. Van más por la marca personal, por la lucha contra uno mismo que contra el otro. Eso sí, cuando llevas tres días de ‘kilometrada’ en tus piernas, cada mil metros de más, cada incremento de desnivel, pesa. Como si fuera un yunque. Alguno ha terminado la etapa original de 21 km y 1.000 metros de desnivel entre Candanchú y Canfranc con 26 kilómetros y 1.800 metros de desnivel e incluso superando ligeramente los 2.000. Tremendo. Y allí estaban reponiendo fuerzas con el plato de pasta a la boloñesa para recuperar de la mejor forma posible.

alegria

El buen tiempo también jugó a favor. La previsión de lluvia se cumplió pero con cuatro gotas. El frente pasó camino del valle de Tena y el de la zona centro estaba lejos. El calor tardó en parecer. El sol picó, pero menos de lo esperado. Sin el termómetro alto, el recorrido se hizo más llevadero. Se sufrió, pero el entorno amortiguó la dureza, los kilómetros en busca de la ruta buena. La organización decidió neutralizar los tiempos de la prueba. Esta tarde entregará los premios a los primeros del medio maratón, pero el crono no se acumulará para quienes corren desde el lunes ni para los que hoy empiezan el formato de tres días.

raul-criado

Quien entró como un cohete en meta fue Raúl Criado. El chaval de Canfranc, a sus 22 años, es puro caviar. Reguló hasta el punto de que a la entrada a la localidad se quitó la camiseta y se puso una de disfraz de troglodita. Un guiño a sus amigos Leo y Aitor que estaban por meta. Lo suele hacer en carreras así. “Si no lo pasamos bien para qué venimos”, explicó con una sonrisa marca de la casa. Hizo 2h14m. Pero más que el tiempo, destacó la superioridad exhibida de este estudiante de Bilogía en Estrasburgo. La carrera se disputa en su particular patio de recreo. La calificó de “suave”, aunque reconoció que “me he calentado en la primera subida”, en la de la Tuca por el Tobazo, territorio de Candanchú. Y luego ya viajó cómodo rumbo a la meta en Canfranc.

etapa4-2

Una de las chicas que llegó hoy a Pirineos Fit, la guipuzcoana de Zumárraga Igone Campos se hizo 28 kilómetros. Entró en meta tranquila, sonriendo. “He visto el Aspe desde todos los sitios”, dijo. Le gustó la carrera al combinar parte técnica con otras más fáciles sobre un terreno que conoce bien ya que compite en esquí de montaña. Entró en meta con otro corredor de Canfranc, Raúl Concheso. Está en Pirineos Fit porque quiere probarse en tres días encadenados sobre la distancia de medio maratón. Ver hasta dónde puede llegar.

Quienes entraron esta vez juntos y de la mano fueron el líder provisional del medio maratón, Markus Living, y Toni Coll. Por fin, el corredor sueco ha demostrado ser mortal en una jornada donde los runner coincidían tras los últimos metros en la exclamación “¡Qué liada”!

Quien sigue impertérrito en el maratón es Carlos Sá. El portugués va directo a por la victoria fiel a su guión: sale, corre, gana con el pulgar de su mano derecha hacia arriba cuando pasa por meta, le da su mochila a su familia, habla con el director de Pirineos Fit, se quita la camiseta, se descalza y se pone a comer. Absolutamente hierático. Mantiene su ritmo de entrenamiento mientras reflexiona si corre el UTMB o el Tor des Geants. Por detrás suyo, en la modalidad Endurance, llegaron  Javier AgustínMiquel Capó y Pedro Marques; en la modalidad Experience, el liderato provisional es para Sergio Besoy, con Xavier Tomás y Pablo Criado a su acecho.

carlos-sa-2

Mañana, Canfranc vuelve a ser escenario del Pirineos Fit con la etapa que tiene salida y llegada en la misma localidad. Va a ser uno de los recorridos más espectaculares de la semana y en el que habrá que ver cómo pasa factura lo ocurrido hoy a quienes disputan el medio maratón y las fuerzas que guardan quienes disputan el maratón.

CLASIFICACIONES

 

Experience Maratón- 6 Julio Experience Media Maratón- 6 Julio Endurance Maratón- 6 Julio Endurance Media Maratón-6 Julio Acumulada Endurance Maratón